El Ayuntamiento de Sanse se lucra con las casetas de las fiestas alquiladas a las asociaciones y entidades sin ánimo de lucro.

El pasado mes de Junio tuvo lugar el sorteo de adjudicación de casetas para las próximas fiestas de Sanse. Son 18 casetas, 1 doble y 16 sencillas, para asociaciones, peñas y entidades locales sin ánimo de lucro, que las utilizarán para relacionarse con los vecin@s y para poder financiar su actividad durante el resto del año. La explotación de dichas casetas se supone que son realizadas por l@s soci@s de las entidades desinteresadamente sin cobrar nada.

 El Ayuntamiento de Sanse va a cobrar a cada asociación la cantidad de 1.652,89 € más 21% de IVA por los conceptos de alquiler de la carpa, retirada de basuras y consumo eléctrico y de agua. Aparte también exige a cada entidad un certificado de la instalación eléctrica así como por primera vez un seguro de responsabilidad civil.

 Hasta aquí todo puede parecer normal hasta que acudimos al pliego que el Ayuntamiento ha publicado para sacar a concurso público la instalación de las mismas (documento que adjuntamos con este comunicado) donde figura que el precio máximo de licitación será de 839,16 € más 21% IVA para las casetas sencillas (2 a 18) y de 1.398,60 € más 21% IVA para la caseta doble (Nº 1). Por lo tanto la diferencia que las asociaciones pagarán de más (casetas 2 a 18) será de 813,73 € más 21% de IVA.

 Teniendo en cuenta que los consumos de agua, electricidad y la recogida de basuras por 7 días de fiesta no pueden superar los 250,00 €, el Ayuntamiento obtendrá aproximadamente unos pingues beneficios de 560,00 € por caseta, o lo que es lo mismo, obtiene beneficios a costa de las asociaciones del pueblo en vez de ayudarlas, cuando son fundamentales para la vida de nuestras fiestas.

Cabe destacar que las condiciones del recinto ferial donde se ubican las casetas de las asociaciones, con una situación en provisionalidad desde hace casi 20 años y que ningún gobierno municipal ha resuelto, son penosas tanto por su acondicionamiento urbanístico con rampas y desniveles de tierra, como por las condiciones de alta insalubridad del mismo que es utilizado el resto del año como aparcamiento y urinario canino por los vecinos, y que al ser un recinto de tierra no reúne condiciones higiénicas necesarias para la venta de comida y bebida en condiciones optimas. El recinto que además no está acotado no reúne las condiciones de seguridad suficiente para las casetas ya que no se puede controlar el acceso al mismo cuando el recinto se cierra a la hora establecida por el Ayuntamiento.

Todo esto pasa mientras vemos como se degrada año a año las “famosas” fiestas de Sanse. Sólo se subvencionan y fomentan las actividades taurinas con meros fines propagandísticos y económicos, mientras se baja la calidad y pluralidad del resto de actividades populares: conciertos a precios abusivos donde brilla la ausencia de músicas alternativas; escasez de actividades culturales y deportivas, etc. Poco a poco las fiestas de la “Pamplona la Chica” se están convirtiendo en “Pamplona la cutre”, donde l@s vecin@s cada vez tienen menos protagonismo en las fiestas, convirtiéndolos en meros consumidores pasivos

 Desde Izquierda Ecologista queremos denunciar esta situación, exigimos que el Ayuntamiento adecue los precios reales de coste al precio cobrado a las entidades sin ánimo de lucro y que no se obtengan beneficios de estas entidades. Además creemos que el Ayuntamiento debería subvencionar el precio de las casetas al menos en 30% y hacerse cargo del seguro de responsabilidad civil y del certificado de instalación eléctrica.

También queremos hacer un llamamiento a las vecinas y vecinos para tomar las fiestas y convertirlas en las fiestas populares que siempre fueron frente al modelo de fiestas de marketing, taurinasy casposas que el ayuntamiento quiere imponer.

Comments are closed.